James goleó y peleó por una final de Champions que jugarán Marcelo y Casemiro

0
432
Bayern Munich's Colombian midfielder James Rodriguez celebrates scoring during the UEFA Champions League semi-final second-leg football match Real Madrid CF vs FC Bayern Munich in Madrid, Spain, on May 1, 2018. / AFP PHOTO / Christof STACHE

Madrid, España por Diego JIMENO.-.-     El primer equipo que ganó su pase para la final de la Champions League, que se disputará en Kiev el próximo 26 de mayo, fue el Real Madrid, tras eliminar este martes em semifinales al Bayern Múnich.

El conjunto blanco abrió el marcador gracias a un buen centro del brasileño Marcelo Vieira que cabeceó el francés Karim Benzema, y el 2-2 definitivo lo puso James Rodríguez, quien pidió perdón a la que fue su hinchada por ese tanto.

Ese 2-2 en el vuelta de semifinales en el Bernabéu, le dio el pase a la final al Real Madrid, que había ganado en Alemania por 2-1.

– Marcelo, otra vez decisivo –

El carrilero brasileño, que ya fue pieza clave en el partido de ida disputado en el Allianz Arena (2-1) anotando una diana, fue vital para el Real Madrid en la vuelta. Se repitió el guion del último choque entre alemanes y españoles, con el Bayern Múnich (2-2) adelantándose en el marcador gracias a un gol del carrilero alemán Joshua Kimmich en el minuto 3, pero los ‘merengues’ se repusieron una vez más al golpe ‘bávaro’.

El Real Madrid se adueñó de la posesión tras el 1-0 recibido y en menos de diez minutos puso las tablas. Mateo Kovacic vio la incorporación de Marcelo por el costado izquierdo y con un gran cambio de frente le mandó el cuero al ‘12’. El carrilero brasileño sacó el centro al segundo palo ante la presión de Joshua Kimmich y el atacante francés Karim Benzema (11) lo aprovechó para cabecear a la red el primero de sus dos goles.

En los últimos instantes del primer tiempo, el brasileño acaparó una vez más la atención. Un centro de Joshua Kimmich impactó en la mano de Marcelo cuando éste intentaba evitar que la pelota llegara a las inmediaciones de Keylor Navas. Los jugadores del campeón alemán pidieron al colegiado penal, pero Cüneyt Cakir no interpretó que esa acción fuera antirreglamentaria.

Tras el descanso, el Real Madrid anotó muy pronto el 2-1, en el 46 por medio de Benzema, y las acciones de Marcelo Vieira en ataque se redujeron porque el conjunto blanco se dedicó más a defender. De hecho, a falta de poco más de cuarto de hora para el final del encuentro, Zinedine Zidane dio entrada a Casemiro por Mateo Kovacic, con el fin de reforzar el centro de la cancha.

– James pidió perdón por marcar –

En el regreso a la que fue su casa durante tres campañas, James Rodríguez completó un gran encuentro al que puso la guinda con un gol, que era el 2-2 en el minuto 63. Una diana agridulce para él, que no quiso festejar por respeto a su ex hinchada.

El volante ‘cafetero’ pudo marcar ya en el primer tiempo cuando recién se había superado la media hora de juego (33), pero le faltó acierto. Una atajada del arquero Keylor Navas a disparo de Robert Lewandowski provocó que la pelota saliera disparada hacia arriba, Thomas Müller intentó cabecearla a gol y Marcelo taponó su intento, fue entonces cuando apareció James Rodríguez para empujar el esférico al fondo de la red, pero su disparo se marchó alto.

De esa acción errada se repondría James en la segunda mitad, con el 2-2, tras un centro desde la derecha del defensor alemán Niklas Süle a la altura del punto de penal. El colombiano conectó un primer disparo que impactó en el defensor francés Raphael Varane, pero la pelota quedó suelta en el área y el de Cúcuta acudió a su encuentro. Sin apenas espacio, escorado a la derecha, metió la pelota entre las piernas del arquero ‘tico’, convirtiéndose así en el primer colombiano en anotar en una semifinal de Champions League (63).

Nada más tocar la pelota en la red, el ‘11’ del Bayern Múnich frenó el festejo de sus compañeros por el 2-2 que les daba esperanzas de remontar y pidió perdón. Juntó sus manos y se mostró arrepentido ante la que fue su hinchada, la cual premió el gesto del colombiano ovacionándolo cuando fue sustituido en el minuto 83 por el volante español Javi Martínez.

El campeón alemán no pudo pasar de ese 2-2 y el Real Madrid buscará su decimotercer título de la máxima competición europea. Además, el club blanco jugará su tercera final de Champions League consecutiva, donde no faltarán los brasileños Marcelo y Casemiro, que ya estuvieron en las dos anteriores en las que terminaron proclamándose campeones.

djm/psr