Funes se perfila ganador en El Salvador; Avila admite derrota

0
474

SAN SALVADOR (AP) — El periodista Mauricio Funes se convirtió en el virtual ganador de los comicios presidenciales del domingo luego que las autoridades electorales anunciaron que aventajaba el conteo preliminar y que su adversario admitió la derrota.
Funes, candidato del ex guerrillero Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), se proclamó como el triunfador después del anuncio del tribunal electoral y, según su vocero, fue felicitado por el presidente Tony Saca.
En su discurso, Funes dijo que trabajará por los pobres, y pidió la unión de sus compatriotas para hacer que el país sea «para todos». «Nadie puede tomar la patria como bien propio. El Salvador nos pertenece a todos», recalcó.
Más tarde, el candidato Rodrigo Avila, de la gobernante Alianza Republicana Nacionalista (Arena), reconoció el triunfo del aspirante del izquierdista FMLN y anticipó que Arena será una oposición constructiva. «Yo quiero decirle a Mauricio Funes que en esta lucha cerrada el margen de diferencia le ha dado la ventaja», expresó.
El presidente del Tribunal Supremo Electoral, Walter Araujo, anunció que daba por concluido el escrutinio preliminar y que en 48 horas convocará al recuento final con el que se podrá declarar oficialmente al triunfador. El próximo presidente debe obtener el 50% más uno de los votos válidos.
«El escrutinio preliminar no nos permite pronunciar sobre vencedores a estas alturas del proceso. Quien ha hablado es el pueblo salvadoreño, y de la lectura del pueblo salvadoreño cada quien saca las conclusiones en base al escrutinio preliminar», señaló.
En conferencia de prensa, Araujo informó que, con el 90,68% de las actas escrutadas, el FMLN acumula 1.231.755 votos, el 51,27%. La Arena tiene 1.170.780 sufragios, el 48,73%.
Por su parte, David Rivas, vocero de Funes, dijo a la AP que el candidato del FMLN «ya recibió una llamada del presidente Saca que lo felicitó y luego le pasó a Avila, que también lo felicitó».
Funes manifestó en su proclamación que en el próximo mandato de cinco años «quiero ser el presidente de la justicia social y del cambio seguro … Es hora de avanzar hacia el futuro y dejar atrás las venganzas del pasado».
«Quiero ofrecer al presidente Saca todo mi apoyo para que él concluya bien los últimos meses de su gobierno. Prometo respetar hasta el último día la autoridad de nuestro presidente y de su equipo», aseguró.
Al conocerse el anuncio de Araujo comenzaron las celebraciones de los simpatizantes del FMLN, que salieron a las calles a festejar por adelantado el supuesto triunfo.
«Hemos tenido un proceso electoral transparente, un proceso electoral tranquilo, pacifico y masivo», dijo el presidente del tribunal sobre los comicios que se desarrollaron sin contratiempos graves aunque estuvieron precedidos de rumores de posible violencia.
Avila, ante una concentración de seguidores en la sede de Arena, afirmó que «hoy los areneros de todo los tiempos, de todas las épocas, hemos dado un ejemplo de lo que es aceptar la voluntad del pueblo pese que ha sido muy reñido, muy ajustado».
«Nuestro partido ya ha estado en el pasado en la oposición, hemos sido y seremos una oposición constructiva, una oposición vigilante, una oposición para que en nuestro país no se pierda un sistema de libertades, es la misión que nos queda», agregó.
La diputada Blanca Coto del FMLN calificó la votación como «una jornada histórica, la población ha salido a votar sin importarles los rumores de violencia».
Por primera vez desde que entregó las armas en 1992, y en su cuarto intento, la ex guerrilla se perfila como la ganadora de la presidencia para sacar del poder a la derechista Arena, que gobierna desde 1989.
Saca, que debe entregar el poder en junio, dijo que «no tengo ninguna duda de que las cosas han caminado bien, creo que la Unión Europea y la OEA y todos los observadores internacionales, le van a dar» transparencia al proceso.
Clara de Meyer, de 80 años y una de las primeras en emitir el sufragio en una de las mesas capitalinas, afirmó: «Yo vengo a votar por mi patria, vengo en silla de ruedas, pero tenía que venir a votar».
«Me levanté a las 5 de la mañana y vengo con muchas ganas de participar en esta fiesta cívica. Yo siempre voto», agregó la mujer en una silla de ruedas adornada con banderas de Arena con la leyenda «Patria Sí, Comunismo No».
Todas las casillas electorales debieron iniciar a las 7.00 horas (1300 GMT), pero en algunos lugares se atrasó la apertura por varios minutos debido a lluvia y cerraron a las 1700 (2300 GMT).
Funes denunció una serie de irregularidades, pero evitó afirmar que se estaba produciendo un fraude. Señaló la presencia de cientos de extranjeros que presumiblemente podrían intentar votar con documentos fraudulentos.
«El número que pudiera obtenerse de votos a favor de Arena, con estas medidas fraudulentas, de coacción, de presión, no alcanza a recortar la distancia que ya tengo frente al candidato Avila», afirmó.
Según Funes, entró a la votación con una ventaja de entre ocho y nueve puntos porcentuales, unos 250.000 votos de diferencia. Algunas encuestas previas le dieron hasta 17 puntos arriba de Avila.
Dorila Argueta, de 64 años y también una de los primeras salvadoreñas que votó, dijo a la AP que «me levanté muy temprano, decían que habría problemas, pero yo vengo porque quiero un cambio para el pueblo, para que vivamos mejor».