Colombia y Ecuador cerca de normalizar relaciones

0
285

BOGOTA (AP) — Los gobiernos de Colombia y Ecuador designaron el viernes a los encargados de negocios ante los respectivos países, en lo que se considera el paso previo para la normalización definitiva de las relaciones entre Bogotá y Quito.

La cancillería colombiana nombró a Ricardo Montenegro y la ecuatoriana a Andrés Terán.

«Yo aspiro a que mi cargo dure lo menos posible», expresó Montenegro en diálogo telefónico con AP. Agregó que «si mi puesto se acaba, es porque las relaciones entre Colombia y Ecuador se normalizaron definitivamente, que es el objetivo final».

En un comunicado que apareció en su página de internet, la cancillería de Colombia explicó que el encargado de negocios «es el funcionario de mayor jerarquía dentro de una representación diplomática y quien reemplaza de manera interina al embajador o jefe de misión durante su ausencia».

Montenegro es un periodista de 40 años, especializado en gestión pública territorial y es experto en integración y desarrollo fronterizo, con 14 años de experiencia.

«El periodismo lo he ejercido siempre hacia la integración de los países», agregó Montenegro.

Hasta antes de este nombramiento, Montenegro se desempeñaba como director de soberanía territorial y desarrollo fronterizo del Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia.

Terán, entre tanto, es un diplomático de carrera, con grado de ministro del servicio exterior. Ha trabajado en las embajadas de Bélgica, Estados Unidos, España y Paraguay, así como en delegaciones oficiales en varias cumbres multilaterales.

Hasta el viernes, Terán se desempeñaba como ministro de la Embajada de Ecuador en Uruguay y como representante alterno de Ecuador ante la Asociación Latinoamericana de Integración (ALADI).

La relaciones entre Colombia y Ecuador se rompieron en marzo del año pasado, cuando el ejército colombiano bombardeó en territorio ecuatoriano un campamento de la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en el que se encontraba el jefe rebelde Raúl Reyes, quien fue abatido.

Por estos hechos, las autoridades judiciales de Ecuador iniciaron un proceso, entre otros, al ex ministro de Defensa Juan Manuel Santos y al actual comandante de las Fuerzas Militares, general Freddy Padilla De León.