Activistas piden a líderes del G8 combatir calentamiento global

0
269

Por ARIEL DAVID

ROMA (AP) — Grupos de ambientalistas irrumpieron el miércoles en plantas termoeléctricas en Italia y efectuaron protestas en el centro de Roma mientras los líderes mundiales presentes en la cumbre del G8 discutían un nuevo acuerdo para combatir el calentamiento global.

Decenas de activistas de 18 países escalaron chimeneas y ocuparon cuatro plantas energéticas impulsadas a carbón, donde colgaron carteles que exigen al G8 reunido en el centro de Italia que tome la iniciativa para combatir el cambio climático, dijo la organización Greenpeace.

La enorme compañía energética italiana Enel, propietaria de tres de las plantas, dijo que las protestas no afectaron la producción. Empleados de dos de las plantas efectuaron contraprotestas y el sindicato de trabajadores del sector energético italiano condenó las protestas.

En Roma, activistas del grupo Oxfam International se colocaron máscaras de los líderes mundiales y se vistieron de cocineros, àra «cocinar» una figura del planeta en un caldero que representaba las temperaturas crecientes.

En la Plaza de España, los ambientalistas se quedaron semidesnudos frente a los turistas y desplegaron un cartel que pedía a los líderes mundiales «Mantengan el clima fresco».

Las economías industrializadas del G8 (integrado por Alemania, Canadá, Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña, Italia, Japón y Rusia) y otras naciones trabajan para tratar de impedir que la temperatura mundial promedio aumente más de 2 grados centígrados (3,6 grados Fahrenheit).

Si se concreta el acuerdo, sería un avance significativo debido a que el G8 antes se había negado a adoptar ese límite de temperatura como un objetivo político.

Las demostraciones se produjeron un día después que grupos opuestos a la globalización bloquearon carreteras y vías ferroviarias y chocaron violentamente con la policía. Unos 40 activistas fueron detenidos.

Asimismo el miércoles, una agencia noticiosa local informó que la policía detuvo brevemente a cuatro ciudadanos holandeses que viajaban a la zona de la cumbre con cascos, máscaras de gas y garrotes en su automóvil.

Varias manifestaciones se programaron para Roma y L’Aquila, el pueblo italiano donde sesiona la cumbre iniciada el miércoles.